¿Qué pueblos visitar al llegar al Valle de Arán?

Al llegar al valle de Arán nos encontramos con un entorno casi inigualable, lleno de verdor y encanto, que parte de éste reside en algunos de sus coquetos y acogedores pueblos. En el artículo de hoy nos acercaremos a algunos de estos pueblos que consideramos imprescindibles visitar en la visita hacía el Valle de Arán:

En primer lugar destacaremos a Arró, un pequeñito pueblo situado en el valle que destaca por su iglesia románica San Martí de Arró.

En la carretera de camino entre Viella y Francia nos encontramos con el pueblo de Bossost, uno de los más grandes del valle. Este pueblo está situado junto al río Garona. En él podemos encontrar la bonita iglesia románica de Asunción de María, construida en el siglo XII.

No muy lejos de Bossost se encuentra Casarilth, situado también a orillas del río Garona, este precioso pueblo que dispone incluso de un casco urbano cuenta con construcciones del siglo XVII y una iglesia románica, San Tomás, que a pesar de aquí ha sido remodelada todavía conserva vestigios del pasado.

Situado a más de mil metros de altitud, Escunhau cuenta con algunas de las construcciones más antiguas de todo el valle. Destaca también su casco urbano además de iglesia románica, Sant Pere, que data del siglo XII. Mientras que en el alto Arán se encuentra el pueblo de Garós, donde en su día se encontraron importantes yacimientos paleocristianos.

Para acabar hablaremos de dos de los pueblos más que interesantes de visitar, Salardú y Vielha. Salardú es un pueblo con mucho encanto, con rincones coquetos que atraen en seguida al turista. Salardú es la capital del Naut Arán, el segundo pueblo más importante tras Viella, capital del valle.

Por supuesto, que entre los pueblos del valle que hay que destacar está Viella, un pueblo que poco a poco se está convirtiendo en una pequeña ciudad. Viella o Vielha es la capital del Valle de Arán, una localidad situada a casi 1000 metros de longitud y muy cercana a la estación de ski de Baqueira Beret. Aquí se encuentra el Ayuntamiento del Valle de Arán, así como importante iglesia de Sant Miquel. Es en Vielha donde se encuentra la mayor oferta de ocio tanto diurna como nocturna y además desde aquí se inician gran parte de las rutas del valle.